Ezker Anitza-IU considera vergonzante la actitud del Gobierno Vasco ante el expolio privado de la red de fibra óptica construida con dinero público.

El portavoz parlamentario de Ezker Anitza-IU, Jon Hernández ha criticado la actitud del Gobierno Vasco y de su portavoz Josu Erkoreka ante la especulación y el expolio por parte de Euskaltel y su principal accionista Zegona, de la red de fibra óptica vasca construida con dinero público y privatizada en 2012 por el PSE con el respaldo del PP, pero también con el respaldo del propio PNV, algo que ahora oculta Erkoreka de manera vergonzante.

 

Ezker Anitza-IU ha querido mostrar su  rechazo por las opiniones expresadas por el Gobierno Vasco ante las últimas noticias sobre las intenciones del principal accionista de Euskaltel, el fondo buitre Zegona, de vender la red de fibra óptica de la empresa vasca construida con dinero público y privatizada en el año 2012 mediante la venta de la misma a Euskaltel sin mediar concurso público alguno, por parte del Gobierno en aquel momento del PSE pero con el respaldo parlamentario tanto del PP como del propio PNV.

El portavoz parlamentario de Ezker Anitza-IU, Jon Hernández ha valorado duramente las últimas declaraciones del portavoz del Gobierno Vasco Josu Erkoreka en las que afirma que el Gobierno poco puede hacer ante una operación de venta de una red de fibra ótpica propiedad de una empresa privada como Euskaltel. Para Hernández “Erkoreka y el Gobierno Vasco ocultan a la ciudadanía que son ellos, el PNV y el PSE, los responsables tanto de que Euskaltel sea hoy una empresa privada controlada por un fondo buitre, como de que la red de fibra óptica construida con dinero público sea hoy propiedad de esa empresa privatizada y del fondo buitre que la controla como accionista mayoritario”.

 

 

 

Para Hernández, “tanto el PNV como el PSE han privatizado lo que han pagado vascas y vascos con sus impuestos y ahora dicen que ante decisiones que perjudican a la sociedad vasca no pueden hacer nada porque se trata de una empesa privada, es un ejercicio indecente y deberían asumir sus responsabilidades”. Ambos partidos son responsables con las decisiones que han tomado en la última década, de que una empresa creada con dinero público acabase en manos privadas y con un fondo buitre como accionista mayoritario. De la misma manera que son responsables de la venta de la potente red de fibra ópitca construida en Euskadi con dinero público a la empresa que previamente habían ido privatizando.

Según el portavoz de Ezker Anitza-IU, “diferentes grupos políticos, sindicales y sociales ya habiamos advertido al gobierno de que la entrada de un fondo buitre como accionista mayoritario en la empresa Euskaltel acabaría con decisiones que perjudicarían tanto a las y los trabajadores de la empresa como al interés general. El gobierno nos llamo alarmistas y aseguró que no había ningún riesgo. Evidentemente no nos equivocabamos, esto es lo que sucede con esta operación puesta en marcha”.

Hernández ha asegurado finalmente que “Ezker Anitza-IU considera que lo que viene sucediendo en Euskaltel durante la última década nos demuestra la importancia de tener un sistema público empresarial fuerte capaz de garantizar servicios públicos a la sociedad vasca respetando los derechos de las y los trabajadores. Por esta razón vamos a seguir defendiendo en el Parlamento Vasco que los servicios públicos no se deben limitar a los servicios esenciales como sanidad y educación, sino que como en este caso, se demuestra que dejar en manos privadas los sectores estratégicos acaba conviertiendo los servicios y el dinero público en el botín de los tiburones del mercado”.