Ezker Anitza-IU apoya las movilizaciones por la universalidad del acceso al agua

Ezker Anitza-IU muestra su apoyo a las movilizaciones en defensa del derecho universal al acceso al agua que se celebran este martes con motivo de la asamblea del Consorcio de Aguas de Bilbao-Bizkaia. En ese sentido, la formación de izquierdas ha recordado que en la movilización de esta mañana “se ha puesto cara a algunas de las más 1130 familias que fueron privadas de este derecho fundamental, por no poder hacer frente a los pagos durante al año 2016 cuya existencia el consorcio se ha precipitado a negar”.

Ezker Anitza-IU denuncia que los cortes de agua “son un ataque a un derecho fundamental como es el acceso al agua, al igual que la negativa al acceso a un bien natural que es de todas y todos”. El coordinador territorial de Bizkaia, Xabi Jiménez, considera “inconcebible” que un consorcio “teóricamente público” como el de Aguas Bilbao Bizkaia que tiene 550.000 domicilios abonados y unos beneficios de 15 millones de euros, un presupuesto superior a los 150 millones de euros anuales; de los cuales 35 corresponden a la subvención recibida a través del convenio firmado con la Diputación de Bizkaia “esté hoy por hoy negando el acceso a un bien básico como el agua a más de 1130 familias bizkainas”.

Por todo ello, Ezker Anitza-IU ha vuelto a exigir la puesta en marcha de medidas urgentes que garanticen el suministro de agua al conjunto de familias de Bizkaia. En ese sentido, la formación ha recordado que desde diversos colectivos sociales ya plantearon un paquete de medidas para evitar esta situación.

Entre las más relevantes, la puesta en práctica de una política tarifaria alternativa basada en el principio de progresividad fiscal, incluyendo la aplicación de bonificaciones a personas usuarias de baja renta,  garantizando la aplicación del Suministro Mínimo Vital, y contemplando la aplicación de fraccionamientos sin intereses pactados con las persona usuarias y/o la práctica de moratorias en las deudas.

Para ello, la ordenanza reguladora de la tasa por el suministro de agua potable deberá reconocer el Bono Social con una exención de 100% de tarifa para las personas usuarias que tengan ingresos inferiores al 150% de la Renta de Garantía de Ingresos y un 50% (sobre el total de la factura) para las personas usuarias que tengan ingresos inferiores al 175% de la RGI.

Asimismo, las personas usuarias que por razones de dificultades económicas no puedan hacer frente al pago de las tasas del agua, aun aplicándose las bonificaciones correspondientes, dispondrán de un mecanismo recaudatorio alternativo. Los costes inherentes al sostenimiento económico del bono Social y del Suministro Mínimo Vital, aplicado a todas las personas usuarias que cumplan los requisitos estipulados deberán correr a cargo del CABB, debiéndose incorporar a los presupuestos anuales una partida económica denominada Fondo de Solidaridad, de cuantía suficiente para sufragar dichos gastos. El citado Fondo se establecerá-señalan desde la formación- siempre y cuando registre consumos que no excedan los límites del consumo doméstico estimados en 120L/día por miembro de la unidad familiar, que equivaldría a unos 11 m3/trimestre.

Finalmente, Jiménez ha recordado que “el Consorcio de Aguas, al igual que el resto de instituciones es directamente responsable de la pobreza y falta de acceso básico a algo imprescindible para la vida como es el agua”. Por todo ello, ha animado a participar de las movilizaciones y ha pedido “cordura” a los responsables del Consorcio de Aguas de Bilbao Bizkaia.